0

Cómo ganar la próximas elecciones

democracia y redes sociales
democracia y redes sociales

Ahora que nos esperan unas cuantas citas electorales es buen momento para ilustrar a los políticos sobre cómo ganar las elecciones utilizando las últimas tecnologías del mercado. Como premisa, no hay que dejar que los intereses de los ciudadanos se interpongan en los objetivos del partido.(de cualquier partido)

Para ello, siguiendo la estela de Donald Trump o de los promotores del Brexit, voy a aventurar una fórmula que pongo a disposición de todos los partidos políticos para triunfar en los próximos comicios electorales.


 
Benedict Cumberbatch como un director de campaña que sabe cómo utilizar las nuevas tecnologías.
  1. Ver la película Brexit  cinco o seis veces, hasta que entendamos de que vá. Realmente, más que explicarnos sociológicamente el Brexit, nos alertaba de los peligros de mezclar nuevas tecnologías y política.
  2. Contratar a una empresa de científicos de datos con pocos escrúpulos. En el caso del Brexit parece que fué AggregateIQ la que realizó el trabajo sucio. Podría ser también Cambridge Analytica o su sucesora Emerdata.
  3. Comprar a los que lo tienen (Google, Facebook o los servicios de inteligencia de cualquier país…) un listado de electores con sus perfiles ideológicos, sexuales  y religiosos. (lo del sexo es por si tenemos que chantajearles)
  4. Dejar a la empresa de datos que se lo curre y que nos consiga el listado de indecisos, voto oculto y descontentos de otros partidos que podrían votarnos (los que ya nos votan de siempre y los que nunca nos van a votar, no nos interesan).
  5. Crear un modelo sociológico en el ordenador y ver qué tipo de información, sea esta verdadera o falsa, puede atraer al posible votante a nuestro redil.
  6. Del estudio anterior rescatar la información y generar campañas personalizadas para cada posible votante, machacándole con mensajes hasta que se rinda y nos vote, y si no podemos con él  amenazarle, en las redes sociales,  con dejarle sin trabajo o publicar fotos sexualmente comprometedoras.
  7. Si todo esto nos parece poco, también podemos contratar a un grupo de hackers ucranianos o chinos para que saboteen o espíen a las formaciones contrarias para sacar sus trapos sucios y conocer, de antemano, sus estrategias de campaña.
  8. Ir a ocupar nuestro escaño, poltrona o dirección general que nos haya correspondido…

La nueva ley organica de protección de datos (aprobada el 21 de noviembre de 2018) es la que se va a encargar de dar un respaldo legal a todas estas actuaciones, para que luego el político pueda descansar tranquilo.

Bueno esta es la teoría de lo que se puede hacer ya. En principio ha tenido éxito allí donde se ha aplicado. Cambrige Analytics y otras empresas de su calaña saben de que se trata. Pero el que golpea primero, golpea dos veces… ¿Qué pasará cuando todos lo hagan?

Noticias relacionadas

Etiquetas:  

Deja un comentario

Puedes usar las siguientes etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.